5 Pasos de un proyecto inmobiliario

Lo primero que debemos tener claro antes de iniciar un proyecto inmobiliario es que el negocio inmobiliario no se trata de un negocio de construcción, sino que se trata de un negocio financiero. 

Cuando hablamos de que es un negocio financiero, nos referimos que se trata de que iniciamos un negocio con la intención de obtener un beneficio. Puede tratarse de  una promoción para venderla, para alquilarla o para incrementar nuestro patrimonio. Pero siempre se trata de obtener un beneficio, por eso nuestros pasos debemos dirigirlos siempre como un negocio financiero, para evitar problemas en un futuro. Estos serán los 5 pasos que desde nuestro punto de vista debe dar un promotor inmobiliario.

1. Suelo

Es el primer paso que debemos dar y posiblemente uno de los más importantes. Si consigues un buen suelo, te será más sencillo conseguir la financiación y venderlo. El suelo es la materia prima de una promoción inmobiliaria. Si consigues un buen terreno para construir te será más sencillo conseguir que se incorporen al proyecto la financiación y todas las partes necesarias.

2. Concepto

Una vez que ya tenemos el suelo, debemos identificar que tipo de construcción vamos a hacer y a que tipo de clientes va dirigida, ya que con ese concepto se planificará el paso siguiente. Por ello debamos tenerlo perfectamente definido. 

4. Convertir nuestro concepto en un proyecto

,Ya llegados a este punto, debemos encargarnos de  nuestro proyecto en 3 áreas perfectamente definidas, y con la misma importancia las tres. De cada área se encargará el que mejor, y si cada una de estas áreas está bien definida, tienes una base sólida para que tu proyecto tenga éxito,

Estas 3 áreas son:

1. Arquitecto.

2. Legal.

2. Financiero.

Me dirás que es obvio, pero te aseguro que te lo decimos por lo que hemos vivido en nuestras propias experiencias. Cuando tu le das un solar a un arquitecto, el ya está imaginando como lo va a hacer, qué fachada, ya lo está dando forma en su cabeza, te lo dibuja con acuarelas o te hace un render…, pero si su proyecto de arquitectura lo tiene que hacer encajar con otras personas, que se encargan del área financiera para que el negocio funcione, la parte legal, con lo que se puede hacer, te aseguro que ahí es cuando el negocio inmobiliario funciona.

4. Inversión

Una vez que ya tenemos bien definida la parte anterior, viene la búsqueda de financiación para el proyecto. Comenzará la búsqueda de inversores, la venta sobre plano y la financión de los bancos para poder soportar la operación.

Si llegaste hasta aquí, te aseguro que el edificio se hace sí o sí. Si consolidas deuda, el proyecto ya lo tienes armado.

4. Construcción y venta

Una vez logrado esto, vienen dos retos que son la construcción, la administración del proyecto y la venta.

Si tienen claros y bien definidos estos 5 puntos, te aseguro que las posibilidades de que tu promoción inmobiliaria o proyecto te vaya bien, serán muchas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.